lunes, 24 de abril de 2017

¿La Tierra es plana según la Biblia? Nueva revisión de tema (Colaboración)




Nota Inicial:
La presente publicación fue escrita y elaborada por un colaborador y amable lector de este Blog. Este artículo NO fue escrito por el habitual escritor y responsable de este sitio Noé Molina. (*)

___________________



¿La Tierra es plana según la Biblia?
Nueva revisión de tema.



Saludos a todos los lectores. 

La biblia dice que la Tierra es plana o son locuras ateas? Lo primero que el cristiano debe considerar es que 1 Corintios 4:6 indica expresamente que no se debe interpretar los versículos, la Biblia es literal; y como todo libro tiene su género literario, cada libro bíblico lo tendrá según el estilo del escritor. Algunos son narrativos en sentido físico, otros poéticos, y claro que utilizará recursos literarios y expresiones propias de la cultura. En estos casos, cuando estamos frente a parábolas, sueños o visiones proféticas, las metáforas florecen y deben estudiarse para definir cómo corresponden a la cosmovisión circundante y no hacer interpretaciones fantasiosas. Así, voy a probar que los siguientes versículos pretenden describir la Tierra de forma física, pues un capítulo fundamental de toda religión es su cosmogonía. 

Si así está la cosa, los escritores bíblicos no describieron la Tierra según la perspectiva humana como alegan los apologetas. Si los modelos cosmológicos de Egipto, Persia, Asiria y Babilonia fueron contemplados según la perspectiva humana, basados en la cosmogonía sumeria, los judíos cometerían los mismos errores y no hay pruebas de que el escritor bíblico sabía que la Tierra era esférica si no lo dice ya que lo histórico y mitológicamente aceptado es que todas estas civilizaciones pensaban que la tierra era plana. Una revelación divina de la esfericidad de la Tierra es un hallazgo trascendental, sin embargo, en textos judíos extra bíblicos sobre geología, astronomía o mapas cartográficos, nunca demuestran que sabían que la Tierra era esférica, y nunca aplicaron tal conocimiento en la navegación.   

La hipótesis de Wellhausen indica que los libros de la Torá fueron escritos aproximadamente por el año 900-500 a.c. por cuatro fuentes fundamentales, esto debido a que contienen muchos anacronismos que evidencian que no corresponden a escritos tan antiguos. Recuerde que la transmisión de la Torá fue oral por 500 años, hasta que los libros fueron “encontrados” por Hilcías en el Templo de Jerusalén (año 622 a.c., 2 Reyes 22:8). Está claro que fue un movimiento político del rey Josías para controlar a Israel y Judá y resistir al ataque asirio. Planteo esto porque la cosmogonía que expresa la Biblia, corresponde con el modelo babilónico, muy probablemente aprendido durante el exilio en Babilonia, aplicándolo al Pentateuco. Observen el modelo cosmológico babilónico aquí y comparémoslo con la biblia.




Modelo Babilónico del mundo, según la cosmología y cosmogonía sumeria.


Descripción: el mundo (universo) es una semiesfera rodeada de agua, la tierra es una sola masa irregular con ángulos, plana, rodeada por un disco o círculo que es el mar, en el centro del “pseudo-diámetro”, debajo está el Sheol o sepultura, el abismo es el fondo del mar, la tierra y el cielo se sostienen con columnas, y el cielo tiene ventanas para hacer llover. Son 3 cielos: la expansión y el firmamento (bóveda) son el primero, Los cielos de los cielos que son acuosos, y el Tercer cielo entre Venus y Marte. Los ríos y lagunas ingresan en la tierra desde el mar y por canales subterráneos llegan al abismo, de allí suben por la bóveda que es sólida y llegan a las aguas de arriba del firmamento que se enrollan como una cortina. La lluvia cae por las ventanas del segundo cielo al mar y comienza de nuevo el ciclo hidrológico. Las estrellas, el sol y la luna están pegadas en el firmamento, siendo las estrellas ángeles, seres vivos. El trono de Dios está en las aguas de arriba, en el norte, donde está el monte Olimpo… disculpen, el monte del Testimonio, hecho de piedras de fuego. Analicemos si la biblia concuerda con este modelo o son locuras de los ateos.


Cosmogonía judía: 

Génesis 1:6-8

“Y dijo Dios: «Hágase firmamento en medio de las aguas, y esté dividiendo por entre aguas y aguas». E hízose así. E hizo Dios el firmamento; y dividió Dios por entre las aguas que estaban por debajo del firmamento, y por entre las aguas, las por sobre el firmamento. Y llamó Dios el firmamento «cielo».”

Aquí se crea el primer cielo. El segundo cielo ya estaba creado en 1:1. El firmamento está entrambos.



Génesis 1:9-10

“Y dijo Dios: «Congréguense las aguas las por debajo del cielo en congregación una, y aparezca la seca». E hízose así. Y congregáronse las aguas las por debajo del cielo en las congregaciones de ella; y apareció la seca. Y llamó Dios la seca «tierra», y las juntas de las aguas llamó «mares».”

Les parece que el versículo dice que la tierra emergió del mar, o que el mar fue el que se apartó de la tierra?



Génesis 1:14-18

“Y dijo Dios: «Háganse lumbreras en el firmamento del cielo para iluminación sobre la tierra, para dividir por entre el día y por entre la noche; y sean para señales, y para sazones, y para días y para años. Y estén para iluminación en el firmamento del cielo, para lucir sobre la tierra». E hízose así. E hizo Dios las dos lumbreras las grandes: la lumbrera la grande para principados del día; y la lumbrera la menor para principados de la noche; y las estrellas. Y púsolas Dios en el firmamento del cielo para lucir sobre la tierra; y principar al día y a la noche, y dividir por entre la luz y por entre las tinieblas.”

Típica excusa: “Dios hizo la Luna y el Sol con anticipación, pero hasta ahora se observan por el desvanecimiento de los gases de la atmósfera.” Si el Sol hasta ahora es visible, las plantas sobrevivieron sin fotosíntesis? Y es que ellas no limpian la atmósfera de gases nebulosos y pesados, sino que utilizan el CO2, que es incoloro. Y ya que tocamos el tema del Sol, la Luna y las estrellas, observe que Dios las puso en el Firmamento, o sea, dentro de la atmósfera.

Véase también: Génesis 1:1-2, Génesis 1:3-5. Ahora comparemos con el resto de las escrituras, y veremos que no es poético.



Los tres cielos rodeados de agua, y las columnas que los sostienen. Estrellas vivas:

Salmos 148:4

“Loadle, los cielos de los cielos, y, el agua la por cima de los cielos.”

Job 37:18

“¿Puedes con El extender el firmamento, fuerte como espejo de metal fundido?”

Salmos 104:2,3

“El que se cubre de luz como de vestidura, Que extiende los cielos como una cortina, Que establece sus aposentos entre las aguas, El que pone las nubes por su carroza, El que anda sobre las alas del viento;”

Ezequiel 28:2

“Hijo de hombre, di al príncipe de Tiro: Así ha dicho Jehová el Señor: Por cuanto se enalteció tu corazón, y dijiste: Yo soy un dios, en el trono de Dios estoy sentado en medio de los mares (siendo tú hombre y no Dios), y has puesto tu corazón como corazón de Dios;”


Salmos 135:7

Hace subir las nubes de los extremos de la tierra; Hace los relámpagos para la lluvia; Saca de sus depósitos los vientos.”

La ilusión óptica consiste en que si observas el movimiento de las nubes, parece que suben desde los extremos de la Tierra como si subiesen por el techo de una cúpula. Además se manifiesta otra idea popular, los 4 vientos que se nombran en el Cantar de los Cantares no son simbólicos, tienen nombre propio, estos estaban encerrados en unas arcas en los 4 ángulos de los confines de la Tierra.


Isaías 40:22

“Él está sentado sobre el círculo de la tierra, cuyos moradores son como langostas; él extiende los cielos como una cortina, los despliega como una tienda para morar.”

Aunque Analytical Hebrew and Chaldee Lexicon de Davidson, diga que en hebreo círculo y esfera son lo mismo, no es cierto. Círculo es “chug” (מעגל) y esfera es “sefiroth” (אזור). El círculo es bidimensional; y la esfera tridimensional. De hecho, el mismo Isaías utiliza las dos palabras en ocasiones distintas, lo que indica que se entendía la diferencia. Además leemos que el cielo es como el techo de una tienda de campaña, y las tiendas no son esféricas.


Job 26:7

”El extiende el norte sobre vacío, Cuelga la tierra sobre nada.”

Esto no significa que la Tierra flota en el espacio por la gravedad; sino que la sostiene Dios desde su trono, en lugar de un Atlas, tortugas o elefantes que sostengan la Tierra desde abajo.



Apocalipsis 6:12,14

“Miré cuando abrió el sexto sello, y he aquí hubo un gran terremoto; y el sol se puso negro como tela de cilicio, y la luna se volvió toda como sangre; y las estrellas del cielo cayeron sobre la tierra, como la higuera deja caer sus higos cuando es sacudida por un fuerte viento. Y el cielo se desvaneció como un pergamino que se enrolla; y todo monte y toda isla se removió de su lugar.”

Observe que luego de temblar, las estrellas caerán, como un árbol sacudido por el viento que deja caer sus frutos. Se entiende, las estrellas están pegadas en el firmamento, si usted mueve la tierra desde sus columnas, mueve las columnas del cielo y suelta las estrellas.



2 Corintios 12:2

“Conozco a un hombre en Cristo, que hace catorce años (si en el cuerpo, no lo sé; si fuera del cuerpo, no lo sé; Dios lo sabe) fue arrebatado hasta el tercer cielo.”

Eclesiastés 1:5

“Sale el sol, y se pone el sol, y se apresura a volver al lugar de donde se levanta.”
Esto no es poético, realmente los pueblos antiguos creían que el sol volvía al firmamento por el abismo.

Apocalipsis 19:17

“Y vi a un ángel que estaba en pie en el sol, y clamó a gran voz, diciendo a todas las aves que vuelan en medio del cielo: Venid, y congregaos a la gran cena de Dios,”

2 Samuel 22:8

“La tierra fue conmovida, y tembló, Y se conmovieron los cimientos de los cielos; Se estremecieron, porque se indignó él.”

Isaías 14:12-13

“!!Cómo caíste del cielo, oh Lucero, hijo de la mañana! Cortado fuiste por tierra, tú que debilitabas a las naciones. Tú que decías en tu corazón: Subiré al cielo; en lo alto, junto a las estrellas de Dios, levantaré mi trono, y en el monte del testimonio me sentaré, a los lados del norte;”

Este no es Satanás, como increíblemente dicen los cristianos, es el Rey de Babilonia. Isaías hace la comparación entre él y los ángeles (estrellas). Se relaciona con Daniel 4:10-11 que se observará más adelante, por tanto, esta figura literaria es una metáfora entre Nabucodonosor como Lucero y los ángeles.




Ezequiel 28:14

Tú, querubín grande, protector, yo te puse en el santo monte de Dios, allí estuviste; en medio de las piedras de fuego te paseabas.”

Aquí hace la misma comparación al rey de Tiro (no es el Diablo), como un Querubín. Es evidente que tanto Isaías y Ezequiel sabían que estos reyes no eran ángeles (estrellas). Es probable que estos versículos sean metáforas con recursos lingüísticos arcaicos igual que Daniel 4:10-11, debido a que son muy posteriores al exilio de Babilonia, cuando los judíos tuvieron contacto con los griegos.



Isaías 34:4

“Y todo el ejército de los cielos se disolverá, y se enrollarán los cielos como un libro; y caerá todo su ejército, como se cae la hoja de la parra, y como se cae la de la higuera.”

Isaías 50:3

“Visto de oscuridad los cielos, y hago como cilicio su cubierta.”

Isaías 38:6-8

“Y te libraré a ti y a esta ciudad, de mano del rey de Asiria; y a esta ciudad ampararé. Y esto te será señal de parte de Jehová, que Jehová hará esto que ha dicho. He aquí yo haré volver la sombra por los grados que ha descendido con el sol, en el reloj de Acaz, diez grados atrás. Y volvió el sol diez grados atrás, por los cuales había ya descendido.”

Judas 12-13

“Estos son manchas en vuestros ágapes, que comiendo impúdicamente con vosotros se apacientan a sí mismos; nubes sin agua, llevadas de acá para allá por los vientos; árboles otoñales, sin fruto, dos veces muertos y desarraigados; fieras ondas del mar, que espuman su propia vergüenza; estrellas errantes, para las cuales está reservada eternamente la oscuridad de las tinieblas.”

Las estrellas errantes son ángeles caídos que pervierten la perfección del firmamento.



Romanos 10:6-7

“Pero la justicia que es por la fe dice así: No digas en tu corazón: ¿Quién subirá al cielo? (esto es, para traer abajo a Cristo); o, ¿quién descenderá al abismo? (esto es, para hacer subir a Cristo de entre los muertos).”

Jeremías 19:13

“Las casas de Jerusalén, y las casas de los reyes de Judá, serán como el lugar de Tofet, inmundas, por todas las casas sobre cuyos tejados ofrecieron incienso a todo el ejército del cielo, y vertieron libaciones a dioses ajenos.”

Este versículo nos confirma que las estrellas, eran seres vivos para los judíos.




Josué 10:12-14

“Entonces Josué habló a Jehová el día en que Jehová entregó al amorreo delante de los hijos de Israel, y dijo en presencia de los israelitas: Sol, detente en Gabaón  Y tú, luna, en el valle de Ajalón. Y el sol se detuvo y la luna se paró, Hasta que la gente se hubo vengado de sus enemigos. ¿No está escrito esto en el libro de Jaser? Y el sol se paró en medio del cielo, y no se apresuró a ponerse casi un día entero. Y no hubo día como aquel, ni antes ni después de él, habiendo atendido Jehová a la voz de un hombre; porque Jehová peleaba por Israel.”

Realmente la NASA demostró que falta un día en la historia? No, es un fraude. Josué se refería al Sol y la Luna como dioses paganos y sus ejércitos? Pero el libro de Jaser describía astronomía; no el arte de la guerra.



Job 38:6,8

“¿Sobre qué están fundadas sus bases? ¿O quién puso su piedra angular, Cuando alababan todas las estrellas del alba, Y se regocijaban todos los hijos de Dios? ¿Quién encerró con puertas el mar, Cuando se derramaba saliéndose de su seno,”

                   
                   
                   
Atlas. Estatua romana siglo II.


Recomiendo completar con: Génesis 9:13-16, Deuteronomio 32:1, Job 26:10-11, Salmos 8:8, 2 Reyes 10:32-33, 2 Reyes 20:8-11, 1 Reyes 8:27, Jeremías 10:11-13, Juan 20:17, Apocalipsis 20:11, Habacuc 3:11, Isaías 42:5, Isaías 64:10, 2 Samuel 22:9-10, Apocalipsis 1:7.



La Tierra plana, sus 4 confines y los 4 vientos:


Job 38:5

“¿Quién ordenó sus medidas, si lo sabes? ¿O quién extendió sobre ella cordel?”

Este cordel era el compás antiguo. Trivia para cristianos, qué figura geométrica se traza con el compás, el círculo o la esfera?



Salmos 24:1

“De Jehová es la tierra y su plenitud; El mundo, y los que en él habitan. Porque él la fundó sobre los mares, Y la afirmó sobre los ríos.”


Salmos 104:5-6

“El fundó la tierra sobre sus cimientos; No será jamás removida. Con el abismo, como con vestido, la cubriste; Sobre los montes estaban las aguas.”

El salmista no sabía que la tierra emergió del mar, no demuestra movimiento de masas de tierra, sino que estaba fija en el fondo del mar, y fue el mar quien se apartó de las masas de tierra. Se relaciona con Génesis 1:1-2.



Job 38:24

“¿Por qué camino se reparte la luz, Y se esparce el viento solano sobre la tierra?

Este versículo se refiere al Alba, que parece provenir de un punto y esparcir la luz.



Job 1:7

“Y dijo Jehová a Satanás: ¿De dónde vienes? Respondiendo Satanás a Jehová, dijo: De rodear la tierra y de andar por ella.”

Rodear es moverse alrededor de algo, no necesariamente esférico; también circular. 




Lucas 17:34-36

“Os digo que en aquella noche estarán dos en una cama; el uno será tomado, y el otro será dejado. Dos mujeres estarán moliendo juntas; la una será tomada, y la otra dejada. Dos estarán en el campo; el uno será tomado, y el otro dejado.”

Evitemos la insana imaginación de creer que se refiere al movimiento de rotación terrestre. Lo que expresa es que el mesías llegará sorpresivamente y tomará a sus escogidos, durante la noche, que para los judíos termina a las 6:00 am, por lo que es racional que a las 4 o 5 de la mañana, ya haya mujeres moliendo maíz o lo que sea, y hombres trabajando en el campo.



Daniel 4:10-11

“Estas fueron las visiones de mi cabeza mientras estaba en mi cama: Me parecía ver en medio de la tierra un árbol, cuya altura era grande. Crecía este árbol, y se hacía fuerte, y su copa llegaba hasta el cielo, y se le alcanzaba a ver desde todos los confines de la tierra.”

Nabucodonosor le describe a Daniel un sueño, que es metafórico e hiperbólico. Metáfora: una realidad o concepto que se expresa con otra realidad o concepto diferente para embellecerlo. Daniel compara la grandeza del Nabucodonosor (que existe), con algo que existe (un árbol alto), y la hipérbole sería, llegar a los confines de la Tierra y que la copa del árbol toque el cielo (tanto el cielo y los confines de la Tierra pueden ser conceptos reales o irreales para Daniel, aquí radica la exageración). Concluye Daniel 4:20 y Daniel 4:22, “El árbol que viste, que crecía y se hacía fuerte, y cuya copa llegaba hasta el cielo, y que se veía desde todos los confines de la tierra… tú mismo eres, oh rey, que creciste y te hiciste fuerte, pues creció tu grandeza y ha llegado hasta el cielo, y tu dominio hasta los confines de la tierra.” Sin embargo Daniel sabía de la existencia de otros reinos, por tanto, la grandeza de Nabucodonosor hasta los confines de la Tierra, parece ser más una expresión con un concepto irreal. Este es un caso muy particular, y se debe a que Daniel es el último libro del A.T. en terminarse (año 160 a.c.), es natural que después de la guerra macabea, los judíos al codearse con filósofos griegos por 300 años, hayan aprendido algo. 



Job 38:13-14

“Para que ocupe los fines de la tierra, Y para que sean sacudidos de ella los impíos? Ella muda luego de aspecto como barro bajo el sello, Y viene a estar como con vestidura;”

La Tierra es plana y Dios la moldea como se moldea el barro bajo el sello (cilindro grabado con una leyenda, servía como un molde que rodaban sobre tablas de barro o pergaminos).



Apocalipsis 7:1

“Después de esto vi a cuatro ángeles en pie sobre los cuatro ángulos de la tierra, que detenían los cuatro vientos de la tierra, para que no soplase viento alguno sobre la tierra, ni sobre el mar, ni sobre ningún árbol.”

Isaías 62:11

“He aquí que Jehová hizo oír hasta lo último de la tierra: Decid a la hija de Sion: He aquí viene tu Salvador; he aquí su recompensa con él, y delante de él su obra.”

Sucede lo mismo que en Daniel. Trito-Isaías utiliza un recurso literario. Se debe tomar en cuenta que la época en que se escribió este versículo es muy posterior al exilio en Babilonia, lo que pudo permitir un avance de conocimiento que se puede reflejar en los últimos libros del A.T., no así en los primeros. Este avance judío en conocimiento debió ser manejado por los más ilustrados, por lo que sufrió una regresión por los conceptos arcaicos de los primeros cristianos, que evidentemente no eran escribas o fariseos, sino muchedumbre judía de la más inculta y supersticiosa.




Deuteronomio 30:4

“Aun cuando tus desterrados estuvieren en las partes más lejanas que hay debajo del cielo, de allí te recogerá Jehová tu Dios, y de allá te tomará;”

Que la Reina Valera no haga trampa! Leamos la traducción correcta de la Biblia de San Jerónimo: “Si ad cardines caeli fueris dissipatus, inde te retrahet Dominus Deus tuus” o “aun cuando hayas sido dispersado hasta las extremidades del mundo, te sacará de allá el Señor tu Dios”. La Biblia de Jerusalén reza así: “Aunque tus desterrados estén en el extremo de los cielos, de allí mismo te recogerá Yahveh tu Dios y vendrá a buscarte;” Ya podemos leer que el cielo tiene extremos. Recuérdese que “mundo” no es la Tierra, sino todo lo que existe, todo lo abarcado por el cielo.



Jeremías 18:1-6

“Palabra de Jehová que vino a Jeremías, diciendo: Levántate y vete a casa del alfarero, y allí te haré oír mis palabras. Y descendí a casa del alfarero, y he aquí que él trabajaba sobre la rueda. Y la vasija de barro que él hacía se echó a perder en su mano; y volvió y la hizo otra vasija, según le pareció mejor hacerla. Entonces vino a mí palabra de Jehová, diciendo: ¿No podré yo hacer de vosotros como este alfarero, oh casa de Israel? dice Jehová. He aquí que como el barro en la mano del alfarero, así sois vosotros en mi mano, oh casa de Israel.”

Romanos 9:11

“¿O no tiene potestad el alfarero sobre el barro, para hacer de la misma masa un vaso para honra y otro para deshonra?”

No se refiere al movimiento de rotación como dicen los cristianos, porque no hay comparación entre el barro en la rueda del alfarero (Dios) y el planeta, sino entre el barro y las personas.



Jeremías 49:35-36

“Así ha dicho Jehová de los ejércitos: He aquí que yo quiebro el arco de Elam, parte principal de su fortaleza. Traeré sobre Elam los cuatro vientos de los cuatro puntos del cielo, y los aventaré a todos estos vientos; y no habrá nación a donde no vayan fugitivos de Elam.”

Cantares 4:16

 “Levántate, Aquilón, y ven, Austro: Sopla mi huerto, despréndanse sus aromas. Venga mi amado á su huerto, Y coma de su dulce fruta.”

Son vientos mitológicos con nombre propio, y corresponden con los romanos. Concluyo: si en los 4 ángulos de los confines de la tierra están los depósitos de los vientos, y estos son 4, y sus nombres corresponden a los romanos que a su vez derivan de los griegos, entonces la biblia nunca los creyó como un recurso poético, sino como verdad, la tierra tiene confines, por tanto, es plana. Si fuesen simbólicos, se aceptaría que se incluyó símbolos paganos en la Biblia.


Recomiendo completar con: Salmos 96:10, Jeremías 50:26, Romanos 10:18, Jeremías 25:32, Isaías 11:12, Isaías 44:24, Isaías 41:5, Isaías 40:28, Job 37:17, Deuteronomio 13:6-7, Job 38:22, Proverbios 8:27, Salmos 136:6, Jeremías 51:15-16, Lucas 4:5.



El ciclo hidrológico, las ventanas del cielo y los límites del mar:


Génesis 7:11

“En el sexcentésimo año de la vida de Noé, el mes segundo, el séptimo día del mes; en este día rompiéronse todas las fuentes del hondo abismo, y las cataratas del cielo abriéronse;”

Eclesiastés 1:6-7

“El viento tira hacia el sur, y rodea al norte; va girando de continuo, y a sus giros vuelve el viento de nuevo. Los ríos todos van al mar, y el mar no se llena; al lugar de donde los ríos vinieron, allí vuelven para correr de nuevo.”

Pronto veremos como vuelve el agua del mar a las nacientes de los ríos según la Biblia.



Amós 9:6

“El edificó en el cielo sus cámaras, y ha establecido su expansión sobre la tierra; él llama las aguas del mar, y sobre la faz de la tierra las derrama; Jehová es su nombre.”

Ya lo sabemos. Jehová “llama al agua” a unas cámaras en el cielo para guardarla y derramarla.



Isaías 55:10

“Porque como desciende de los cielos la lluvia y la nieve, y no vuelve allá, sino que riega la tierra, y la hace germinar y producir, y da semilla al que siembra, y pan al que come,”

La evaporación y la condensación no son fenómenos físicos que Isaías contemple.



Job 36:27-28

“El atrae las gotas de las aguas, Al transformarse el vapor en lluvia, La cual destilan las nubes, Goteando en abundancia sobre los hombres ¿Quién podrá comprender la extensión de las nubes, Y el sonido estrepitoso de su morada?.”

Job 26:8

Ata las aguas en sus nubes, Y las nubes no se rompen debajo de ellas.”

Aquí leemos una contradicción: mientras Isaías no sabe cómo sube el vapor de agua al cielo; Job manifiesta conocer tanto la evaporación como la condensación. No se emocionen, los griegos también las conocían, pero no las entendían, igual que Job.



Job 37:5-7

“Truena Dios maravillosamente con su voz; El hace grandes cosas, que nosotros no entendemos. Porque a la nieve dice: Desciende a la tierra; También a la llovizna, y a los aguaceros torrenciales. Así hace retirarse a todo hombre, Para que los hombres todos reconozcan su obra.”

2 Reyes 7:2

“Y un príncipe sobre cuyo brazo el rey se apoyaba, respondió al varón de Dios, y dijo: Si Jehová hiciese ahora ventanas en el cielo, ¿sería esto así? Y él dijo: He aquí tú lo verás con tus ojos, mas no comerás de ello.”

Para entender el versículo, sépase que en la región se sufre una sequía, lo que produce escasez de alimento y aumento en los precios. Un príncipe le dice a Eliseo que si Dios abre las ventanas del cielo para que llueva, las cosechas serán fructíferas y los precios bajos, a lo que Eliseo contesta que él no comerá de esa cosecha.


Complemente con: Job 38:16, Deuteronomio 5:8, Deuteronomio 28:23.



Los cimientos de la tierra y los canales subterráneos:


Jonás 2:2, 2:5-6

“y dijo: Invoqué en mi angustia a Jehová, y él me oyó; Desde el seno del Seol clamé, Y mi voz oíste… Las aguas me rodearon hasta el alma, Rodeóme el abismo; El alga se enredó a mi cabeza. Descendí a los cimientos de los montes; La tierra echó sus cerrojos sobre mí para siempre; Mas tú sacaste mi vida de la sepultura, oh Jehová Dios mío.”

El abismo está en el fondo del mar; el Seol en el fondo de la tierra, donde están los cimientos, no es la tumba como se traduce en ocasiones, ni es un estado espiritual, es un lugar.



Salmos 18:7

“La tierra fue conmovida y tembló; Se conmovieron los cimientos de los montes, Y se estremecieron, porque se indignó él.”

Cuando tiembla es porque Dios se enoja; las placas tectónicas no existen.



2 Samuel 22:16

“Y lanzó relámpagos, y los destruyó. Entonces aparecieron los torrentes de las aguas, Y quedaron al descubierto los cimientos del mundo; A la reprensión de Jehová, Por el soplo del aliento de su nariz.”

Deuteronomio 32:22

“Porque fuego se ha encendido en mi ira, Y arderá hasta las profundidades del Seol; Devorará la tierra y sus frutos, Y abrasará los fundamentos de los montes.”

Más referencias: Judit 16:15, Salmos 46:2, Miqueas 6:2, Jeremías 31:37, Job 9:6, Proverbios 8:28-29, Salmos 18:15, Isaías 24:18.



La Sepultura (Sheol), no era un estado existencial o solo la tumba, sino un sitio real bajo la tierra donde moran las almas:


Lucas 16:22,24

“Aconteció que murió el mendigo, y fue llevado por los ángeles al seno de Abraham; y murió también el rico, y fue sepultado. Y en el Hades alzó sus ojos, estando en tormentos, y vio de lejos a Abraham, y a Lázaro en su seno. Entonces él, dando voces, dijo: Padre Abraham, ten misericordia de mí, y envía a Lázaro para que moje la punta de su dedo en agua, y refresque mi lengua; porque estoy atormentado en esta llama.”

No se sabe si es una parábola o no. La narración del libro de Lucas no concuerda con esta historia tan inconexa, parece un añadido posterior. Pero vemos que la moraleja es que existe un infierno en llamas para los ricos y el Seno de Abraham para los pobres. Usted cree atento lector, que eso corresponde con la ciencia?



Salmos 6:5

“Porque en la muerte no hay memoria de ti; En el Seol, ¿quién te alabará?”

Eclesiastés 9:5-6 y 10

“Porque los que viven saben que han de morir; pero los muertos nada saben, ni tienen más paga; porque su memoria es puesta en olvido. También su amor y su odio y su envidia fenecieron ya; y nunca más tendrán parte en todo lo que se hace debajo del sol…  Todo lo que te viniere a la mano para hacer, hazlo según tus fuerzas; porque en el Seol, adonde vas, no hay obra, ni trabajo, ni ciencia, ni sabiduría.”

Contradice la “parábola” del Seno de Abraham, donde los muertos están conscientes. Al ser varios escritores bíblicos, describen ideologías distintas.



Hechos 2:31

“viéndolo antes, habló de la resurrección de Cristo, que su alma no fue dejada en el Hades, ni su carne vio corrupción.”

La influencia griega se afirma. Jesús como un héroe griego, vence a la muerte, igual a Dionisio, Orfeo o Zalmoxis.




Efesios 4:9-10

“Y eso de que subió, ¿qué es, sino que también había descendido primero a las partes más bajas de la tierra? El que descendió, es el mismo que también subió por encima de todos los cielos para llenarlo todo. “

Apocalipsis 5:3

“Y ninguno, ni en el cielo ni en la tierra ni debajo de la tierra, podía abrir el libro, ni aun mirarlo.”

1 Pedro 4:6

“Porque por esto también ha sido predicado el evangelio a los muertos, para que sean juzgados en carne según los hombres, pero vivan en espíritu según Dios.”

Cómo es posible? Según Eclesiastés los muertos nada saben.



Apocalipsis 1:18

“y el que vivo, y estuve muerto; mas he aquí que vivo por los siglos de los siglos, amén. Y tengo las llaves de la muerte y del Hades.”

Versículos relacionados: Job 38:17, Hechos 2:31-32, Hechos 2:24-27, Isaías 14:15, Isaías 14:9, Ezequiel 28:8, Proverbios 21:16, Proverbios 9:18, Proverbios 7:27, Job 14:12-15, Números 16:31-33,  Isaías 14:18-19, Filipenses 2:10, Apocalipsis 20:4.



El Abismo (Tehom) no es simbólico, son las profundidades del mar donde hay más espíritus y una prisión para el Diablo:


Salmos 71:20

“Tú, que me has hecho ver muchas angustias y males, Volverás a darme vida, Y de nuevo me levantarás de los abismos de la tierra.”

Este versículo produce una ambigüedad de los abismos, que se encuentran en el mar y no en la tierra. Esta traducción es frecuente en las biblias medievales y modernas, pero sorpresivamente, el salmo 71 de los primeros siglos después de Cristo, es totalmente diferente. La Septuaginta, traducción al español por Jünemann: “y bendito, el nombre de su gloria por el siglo, y por el siglo del siglo; y llenaráse de su gloria toda la tierra. ¡Sea! ¡Sea! (Terminan los himnos de David, el hijo de Jesé)”. La Vulgatam Clementinam, salmos 71:19-20: “Et benedictum nomen majestatis ejus in æternum, et replebitur majestate ejus omnis terra. Fiat, fiat. Defecerunt laudes David, filii Jesse”. Y la Hexapla de Orígenes dice: “Consummatae sunt orationes Davidis filii Isai”.  



Apocalipsis 9:1-2

“El quinto ángel tocó la trompeta, y vi una estrella que cayó del cielo a la tierra; y se le dio la llave del pozo del abismo. Y abrió el pozo del abismo, y subió humo del pozo como humo de un gran horno; y se oscureció el sol y el aire por el humo del pozo.”

El Abismo no es simbólico, pues su humo es real, y oculta a un sol real.



Apocalipsis 9:11

“Y tienen por rey sobre ellos al ángel del abismo, cuyo nombre en hebreo es Abadón, y en griego, Apolión.”

Apocalipsis 17:8

“La bestia que has visto, era, y no es; y está para subir del abismo e ir a perdición; y los moradores de la tierra, aquellos cuyos nombres no están escritos desde la fundación del mundo en el libro de la vida, se asombrarán viendo la bestia que era y no es, y será.”

 Apocalipsis 20:1

“Vi a un ángel que descendía del cielo, con la llave del abismo, y una gran cadena en la mano.”

Cuántas copias de la llave del Abismo existen? A uno se le dio la llave para abrirlo, a otro para cerrarlo… 



Apocalipsis 20:3

“y lo arrojó al abismo, y lo encerró, y puso su sello sobre él, para que no engañase más a las naciones, hasta que fuesen cumplidos mil años; y después de esto debe ser desatado por un poco de tiempo.”

Romanos 10:7

“o, ¿quién descenderá al abismo? (esto es, para hacer subir a Cristo de entre los muertos).”

Parece que San Pablo no entiende muy bien la diferencia entre el Hades y el Abismo. Ahora quiere que busquemos a Cristo debajo del agua. Bueno, si me dan un equipo de buceo, yo voy…



Lucas 8:30-31

“Y le preguntó Jesús, diciendo: ¿Cómo te llamas? Y él dijo: Legión. Porque muchos demonios habían entrado en él. Y le rogaban que no los mandase ir al abismo.”

Claro! A diferencia de Apolión, Legión no puede respirar bajo el agua. Así que Jesús lo hace ahogarse dentro de los cerditos.

Recomiendo leer: Éxodo 20:4, Apocalipsis 20:7, Apocalipsis 20:13, Isaías 14:22-23, Apocalipsis 11:7, Job 38:29-30.



Fotografía Google Earth Satellite 2006.
Supuestamente es Apolión sosteniendo las llaves del abismo en su mano izquierda.



Existe forma de traer a los fantasmas de los muertos al mundo de los vivos:
  

1 Samuel 28:8-25

“Y se disfrazó Saúl…, y se fue con dos hombres, y vinieron a aquella mujer… y él dijo: Yo te ruego que me adivines por el espíritu de adivinación, y me hagas subir a quien yo te dijere... La mujer entonces dijo: ¿A quién te haré venir? Y él respondió: Hazme venir a Samuel. Y viendo la mujer a Samuel, clamó en alta voz, y habló aquella mujer a Saúl, diciendo: ¿Por qué me has engañado? pues tú eres Saúl. Y el rey le dijo: No temas. ¿Qué has visto? Y la mujer respondió a Saúl: He visto dioses que suben de la tierra. El le dijo: ¿Cuál es su forma? Y ella respondió: Un hombre anciano viene, cubierto de un manto. Saúl entonces entendió que era Samuel... Y Samuel dijo a Saúl: ¿Por qué me has inquietado haciéndome venir? Y Saúl respondió: Estoy muy angustiado, pues los filisteos pelean contra mí, y Dios se ha apartado de mí…; por esto te he llamado, para que me declares lo que tengo que hacer. Entonces Samuel dijo… Jehová te ha hecho como dijo por medio de mí; pues Jehová ha quitado el reino de tu mano, y lo ha dado a tu compañero, David. Como tú no obedeciste a la voz de Jehová, ni cumpliste el ardor de su ira contra Amalec, por eso Jehová te ha hecho esto hoy. Y Jehová entregará a Israel también contigo en manos de los filisteos; y mañana estaréis conmigo, tú y tus hijos; y Jehová entregará también al ejército de Israel en mano de los filisteos.”

La biblia acepta que es posible contactar a los muertos, este “espíritu” que venía del Seol, reconoce el disfraz de Saúl y le da una respuesta acertada y veraz, por lo que es una prueba más de que los judíos creían en fantasmas reales y no simbólicos del Seol.

Así pudimos confirmar que la visión general bíblica es que la Tierra era plana, aunque existen ciertas diferencias en Daniel, Eclesiastés, Ezequiel, Job e Isaías, esto se explica precisamente por los diferentes autores y las diferentes situaciones, específicamente, entre los siglos VIII y V a.c., todos los filósofos creían en una Tierra plana y el centro del universo, incluidos los escritores bíblicos, esto queda patente en los mapas de Anaximandro. En el siglo IV a.c, Filolao de Tarento expuso que la Tierra no era el centro del cosmos y giraba alrededor del fuego central (Hestias), junto con los 5 planetas observables, la luna y el sol (esfera de cristal que refleja la luz de Hestias). Junto con él, Aristóteles por su parte se encarga de defender una Tierra esférica. Llegado el siglo III a.c. ya existían ejemplos de defensores de la Tierra esférica con cálculos más correctos, como Eratóstenes, pero no sin resistencia, como Lucrecio que en el siglo I a.c. aun defendía la Tierra plana. Ya para el siglo I d.c, todos los filósofos occidentales sostenían una Tierra esférica, destacándose Ptolomeo y Plinio el Viejo.


La iglesia primigenia consideró la hipótesis como herejía por 300 años, casi sin resistencia intelectual, debido al declive de la civilización romana y a la pérdida de textos griegos. Pasaron 700 años en Estatus Quo, sin embargo, al contrario de lo que se cree, en la Edad Media ya no era una opinión general, idea errónea popularizada por Washington Irving, 1828, “La vida y viajes de Cristóbal Colón.” 

- Lactancio (245 d.c.-325 d.c.): 
“¿Existe acaso alguien tan insensato como para creer que hay personas cuyas huellas están más altas que sus cabezas? ¿Que las simientes y los árboles crecen cabeza abajo? ¿Que las lluvias y las nieves caen hacia arriba hacia el suelo? No tengo palabras para dar a aquellos que, una vez que han errado, perseveran insistentemente en su locura y defienden una cosa vana tras otra.”

- San Juan Crisóstomo (344 d.c.-408 d.c.): 
“la Tierra esférica contradice las Santas Escrituras”.

- San Agustín de Hipona (354 d.c.-430 d.c.): 
“Pero sobre la fábula de que existen los Antípodas, es decir, hombres que viven en el lado opuesto de la tierra, donde el sol se levanta cuando para nosotros se pone, hombres que caminan con sus pies opuestos a los nuestros, eso no es creible en modo alguno. Y, ciertamente, no se afirma que se haya aprendido tal cosa por conocimiento histórico, sino por conjetura científica, basándose en que la tierra está suspendida dentro de la concavidad del cielo, y que tiene tanto espacio en un lado como en el otro: por ello afirman que la parte bajo nosotros también debe de estar habitada. Pero no remarcan que, aunque se supone científicamente demostrado que el mundo tiene una forma esférica y redonda, de eso no se sigue que la otra cara de la tierra esté libre de agua; ni tampoco, aunque estuviera realmente libre de agua, se sigue que esté necesariamente habitada. Es demasiado absurdo decir que algún hombre puede haber tomado un barco y viajado a través de todo el ancho océano, y cruzado desde este lado del mundo al otro, y que por tanto incluso los habitantes de esa lejana región puedan descender de ese hombre primigenio.”

- Severiano, obispo de Gabala (+ 408d.c.): 
"La Tierra es plana, y el Sol no pasa bajo ella durante la noche, sino que viaja a través de las zonas del norte, como si estuviera oculto por un muro".

- San Isidoro de Sevilla (560 d.c.-636 d.c.): 
defendió la Tierra esférica, aunque no lo posibilidad de personas viviendo “al otro lado del mundo” (Antípodas).

- Obispo Virgilio de Salzburgo (700 d.c.-784): 
fue perseguido por el papa Zacarías, no por enseñar que la Tierra era esférica, sino por enseñar que existían las Antípodas (personas al otro lado del mundo que no se sabe si son hijos de Adán o no).


Después del año 1000 d.c., florece nuevamente la intelectualidad en Europa al conocer la astronomía islámica, que de forma general, consideraba los planetas como esféricos, cuya preocupación central era la Alquibla, y calcular la distancia más corta entre cualquier lugar del planeta y La Meca. Las dudas de la Tierra esférica desaparecen (aunque no la existencia de las antípodas y la idea heliocentrista), así, se leen teólogos cristianos apoyando un globo terráqueo, entre ellos, Alfonso X “El Sabio” (1221 d.c.-1284 d.c.), Tomás de Aquino (1225 d.c.- 1274 d.c.), Dante Alighieri (1265 d.c.-1321 d.c.). En el siglo XV, el Teólogo español, Alfonso Tostado, aun dudaba de personas en las Antípodas. Solo la exploración naval portuguesa y española, terminan ofreciendo las pruebas sobre la esfericidad terrestre y la existencia de las Antípodas, no así de la falsedad del heliocentrismo. Increíblemente, en 1611, Ludovico delle Colombe y el cardenal Roberto Belarmino, inician el proceso del Santo Oficio contra Galileo por teorizar sobre el movimiento de Rotación y traslación, y violentar a Salmos 93:1, el dominico Niccolo Lorini le increpa que Josué 10:12-14 indica geocentrismo. Ya en 1616, el papa Paulo V, censura a Galileo, altercado que termina en 1633 con la intervención de los jesuitas Christoph Scheiner y Orazio Grassi, quienes influyen para que Galileo sea condenado a cadena perpetua en su domicilio. 


Galileo ante el Santo Oficio, por Joseph-Nicolas Robert-Fleury.



_________


(*) Nota Final:


El autor de esta publicación es "Cuerno de la Abundancia", fiel seguidor y colaborador de este Blog; quien amablemente me solicitó el compartir este artículo con el resto de los lectores; y al no estar en contra de la filosofía del Blog, es un honor para mí el poder publicarlo. El mismo "Cuerno" se encargará de responder las dudas de los lectores a través de los comentarios.




Fuentes Consultadas:
http://diccionariodesimbolos.com/cosmogonia_sumeria.htm
https://es.scribd.com/doc/86937621/Cosmologia-judia-jaser
http://dadun.unav.edu/bitstream/10171/12407/1/ST_XXIII-1_04.pdf
https://es.wikipedia.org/wiki/Tierra_plana
https://es.wikipedia.org/wiki/Mito_de_la_tierra_plana
https://es.wikipedia.org/wiki/Galileo_Galilei#Los_enemigos_de_Galileo_y_la_denuncia_ante_el_Santo_Oficio


__________________________


ARTICULOS RELACIONADOS
.
.






“Jehová reina; se vistió de magnificencia;
Jehová se vistió, se ciñó de poder.
Afirmó también el mundo, y no se moverá.” 
Salmos 93:1


…Eppur si muove…